Inicio proyecto: 
28/06/2017
Fin proyecto: 
25/06/2020
Investigador principal: 
Alicia Cirujeda Ranzenberger
Presupuesto: 
147.000 €
La problemática que este proyecto quiere contribuir a solucionar es la del control de malas hierbas en cultivos perennes, tanto en cultivos leñosos jóvenes durante los primeros años de establecimiento como en plantaciones ya establecidas. El uso de herbicidas es complicado en los primeros años de plantación debido al escaso número de materias activas permitidas, también debido a posibles fitotoxicidades y a la aparición de malas hierbas resistentes a herbicidas. La siega es una buena alternativa en cultivos establecidos pero al realizarla se puede dañar a los árboles jóvenes. También en cultivos hortícolas plurianuales (alcachofa) es dificultoso el control de malas hierbas y se propone un método que, adicionalmente, puede reducir el consumo de agua de riego.
Concretamente, en el presente proyecto se propone desarrollar un material de acolchado biodegradable aplicado de forma líquida en el campo que solidifique posteriormente y estudiar el efecto de diferentes mezclas aplicadas en cultivos plurianuales. Este proyecto pretende aportar una alternativa de desherbado en estos cultivos, en los que los materiales biodegradables para acolchado existentes en el mercado se degradan demasiado deprisa ofreciendo un corto tiempo de control de la flora arvense. Los materiales de partida serán por un lado residuos de sustrato postcultivo de champiñón y setas (SPCH), conteniendo restos de paja de trigo, yeso y gallinaza y, por otro lado, pasta
de papel reciclado.
El primer objetivo será encontrar la proporción adecuada de ambos ingredientes que aseguren una aplicación cómoda de la mezcla con los mínimos problemas técnicos posibles. A continuación se añadirán diferentes aditivos (yeso, goma guar, acetato de polivinilo) con la finalidad de que la mezcla se mantenga a la intemperie durante el máximo tiempo posible. En esta primera fase se contará con el asesoramiento de tres expertos con experiencia en hidroacolchados, tecnología de papel y materiales de bioconstrucción, con los que ya se ha colaborado satisfactoriamente en ocasiones
anteriores.
El segundo objetivo contempla estudiar el comportamiento de las mezclas de hidroacolchado seleccionadas en cultivos plurianuales. Para ello, una vez puestas a punto cuatro mezclas con sus respectivos aditivos, se aplicarán en diferentes cultivos plurianuales en un ensayo común: alcachofa en Murcia y Navarra; en frutales de hueso y viña en Zaragoza y Lleida y en olivos y almendros en Ciudad Real. En estos ens ayos de campo todos los subproyectos realizarán tareas similares referentes a la caracterización básica del material a lo largo del tiempo, respecto al control de malas hierbas y estudiando el posible efecto de los hidroacolchados sobre el desarrollo de los cultivos y su rendimiento. En estas tareas se contará con el asesoramiento de diferentes expertos en
fruticultura. Adicionalmente, se realizarán diversas tareas complementarias correspondientes a las respectivas especialidades de los investigadores que participan en los subproyectos, incluidos los de Barcelona. Estos objetivos específicos pretenden estudiar el efecto de los hidroacolchados sobre la mayor cantidad de aspectos posibles y son los siguientes: estudio de la resistencia, durabilidad y comportamiento térmico de los hidroacolchados; análisis químico; efecto detallado de los hidroacolchados sobre propiedades físicas del suelo; efecto sobre malas hierbas anuales y perennes; efecto sobre el consumo de agua de riego; efecto sobre los microorganismos y la fauna del suelo y, finalmente, estudio económico del hidroacolchado en cultivos plurianuales.
Organismo financiador: 
INIA
Miembros del proyecto: 
Gabriel Pardo, A.I. Mari León (CITA); I. Lahoz García, I. Garnica (ITGA); J. Aibar Lete (Universidad de Zaragoza): J. Escartín, S. J. Fuertes Lázaro (DGA); A. Korpela (Univ. Helsinki)