Investigadores de la Universidad de Kioto han visitado el Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (CITA) esta semana. Acompañados de Ana Wünsch, jefa de la unidad de Hortofruticultura, y de Alejandro Calle, investigador en formación, han conocido los campos de ensayo de cerezo, así como las instalaciones del centro.
 
El CITA lleva colaborando desde hace años con la Universidad de Kioto. Recientemente se publicó en la prestigiosa revista Plant and Cell Physiology  un artículo sobre la identificación de un gen en cerezo que confiere auto compatibilidad para la polinización. Este resultado abre la puerta al mejor entendimiento biológico de la polinización y a su aplicación en la producción y mejora del cerezo y ha sido fruto de la colaboración de los científicos de la Universidad de Kioto T. Akagi, K. Ono, y R. Tao y de años de trabajo en esta línea de investigación en la que han colaborado personal de campo y laboratorio de la Unidad de Hortofruticultura del CITA.